La caza con hurón

La caza de conejo con hurón constituyó durante siglos una práctica habitual muy difundida en toda la Península, aun cuando casi siempre se trató de un arte de caza proscrito sobre el que recayeron no pocas prohibiciones. En la actualidad sólo se autoriza en determinadas ocasiones y bajo estrictas limitaciones en alguna comunidades.

El hurón, conocido popularmente como "bicho", es una subespecie doméstica de su pariente el turón que no se conserva en estado salvaje, a excepción de aquellos individuos escapados y de los ejemplares cimarrones. Con un tamaño similar, el hurón doméstico se diferencia de su pariente salvaje en su colorido más pálido, que va desde el blanco albino al color crema pasando por varias tonalidades del pardo, hasta incluso una librea más oscura muy semejante a la del turón.

Este inquieto mustélido ha sido criado en cautividad desde muy antiguo, para ser utilizado en la captura del conejo común, una especie que en otras épocas alcanzó poblaciones muy numerosas y que en determinadas ocasiones llegaron a producir serios daños en algunos cultivos. En estos casos, cuando lo que se pretendía era reducir el número de conejos en una zona concreta, se recurría al bichero, o lo que es lo mismo, a una persona especializada en la caza con hurón.

 

Para transportar el hurón hasta el lugar de la cacería se utilizaban las llamadas huroneras, unas ajustadas cajitas que permitían portar el animal cómodamente instalado en el interior de un morral. Llegados al lugar donde se encontraba el vivar, se procedía a localizar todas y cada una de las distintas entradas que poseía el intrincado laberinto de galerías, colocando en cada una de ellas una presera, capillo o albanegra. Con ese peculiar nombre se denominaba a unos pequeños paños de red provistos de un cordón que los cerraba formando una característica bolsa en forma de calcetín. La presera se colocaba extendida sobre la boca de la galería, sujeta únicamente por una resistente estaca que se clavaba en el suelo siempre por encima del cado. Bastaba entonces con elegir una de las bocas del vivar e introducir el hurón en su interior, y el bicho haría el resto, pues los conejos, al apercibirse de la entrada del depredador, emprenderían una vertiginosa huida hacia la salida más cercana, quedando atrapados en alguna de las distintas preseras.

 

Para poder seguir los movimientos del hurón era menester colocarle prendido del cuello un pequeño cascabel, cuyo tintineo advertiría al cazador de la salida del animal al exterior tras haber explorado el complejo de galerías. Se imponía, como cuestión transcendental , impedir que el mustélido hiciese "chicha" en el interior de alguna galería, y para evitarlo algunos cazadores solían colocarle el bordel o frisuelo, un sencillo bozal de correa que le impedía morder a los conejos, pues de suceder así el hurón de hartaría de comer para luego acurrucarse en algún oscuro recoveco del vivar donde obviamente terminaría por quedarse dormido. Este hecho ocasionaba serios quebraderos de cabeza al cazador, que en muchas ocasiones se cansaba infructuosamente de llamarlo, sin que éste saliese al exterior. En estos casos no quedaba más remedio que ponerse manos a la obra y, armado de pico y pala, remover un buen montón de tierra hasta dar con él. Otro método bastante utilizado consistía en relizar una pequeña hoguera frente a una de las bocas del vivar e insuflar el humo resultante en su interior, aunque éste era un método particularmente peligroso pues podía terminar asfixiando al hurón. Como última solución se optaba por dejar el morral con la huronera junto a una de las salidas y volver al día siguiente, con ello y un poco de suerte, hallarían al hurón en su interior, pues éste, al reconocer su olor, solía colarse con facilidad dentro del zurrón.

0 comentarios

¿Quién fue San Huberto?

San Huberto de Lieja patrón de los cazadores, nació probablemente en el año 657 en Tolosa del Langedoc (Francia) en el seno de una familia noble y rica. Se casó con la hija del conde de Lovaina y tuvo un hijo Floriberto que llegaría a ser obispo de Lieja.

Huberto como la mayoría de los nobles de la época practicaba asiduamente la caza, pero fue cuando murió su esposa Floribana cuando se retiró a los bosques, y se entregó por completo a la naturaleza y a la caza.

 

Cuando un Viernes Santo se encontraba cazando en el bosque, perseguía con su caballo y sus perros de caza un grandioso venado, este se paro, se volvió, y pudo ver entre su grande y hermosa cornamenta un crucifijo iluminado con rayos luminosos. Escucho una voz que decía "Huberto si no vuelves al señor y llevas una vida santa, irás al infierno". Al oír aquello Huberto se bajo de su caballo, se arrodillo ante aquel salvaje ciervo, y dijo " Señor ¿qué quieres que haga?", "ve y busca a Lamberto, él te dirá lo que tienes que hacer".

 

Huberto viajó a ver a Lamberto, obispo de Mastrique, actuó de su director espiritual. Huberto repartió sus riquezas entre los pobres y renunció a su noble linaje. Estudió ordenes sagradas y fue consagrado presbítero . Partió de romería hasta Roma, durante su ausencia fue asesinado su mentor y obispo Lamberto. El Santo Padre, designo a Huberto obispo de Mastrique que  este transladó la sede a Lieja, hizo de esta una gran ciudad.

Huberto murió en Tervuren (Bélgica) en el año 727, fue enterrado en Lieja. Sus restos fueron trasladados a la abadía benedictina de Andain, en la población que actualmente se llama San Huberto. En el siglo XVI desaparecieron sus restos, pero hasta entonces fue su sepulcro un lugar muy visitado y de peregrinación. Hoy por hoy es recordado por todos los cazadores como su protector, San Huberto cazador!

0 comentarios

La caza del zorzal

Los zorzales, pertenecientes a la familia de los túrdidos, son pájaros gregarios que viven en grupos más o menos importantes. De hecho, es frecuente que dos especies de zorzales de las cuatro que existen, coexistan y acudan a los mismos comederos. Es el caso del zorzal común, que casi siempre comparte sus biotopos favoritos, como los setos, orillas de los ríos, olivares, maquis y sotobosque fresco con su primo el mirlo negro. Pájaro vivaz, dotado de una vista agudísima, el zorzal es muy activo, siempre está en movimiento y pasa casi todo el tiempo comiendo.

La caza en mano

Cuando los zorzales llegan a un sector favorable (buenas condiciones climáticas, alimento en abundancia y presencia de encames), se establecerán ahí de forma provisional. Para los cazadores al salto, es una ocasión soñada, que da prioridad a todas las zonas de alimentación, tanto las viñas como los setos densos, linderos del bosque con sus ricas huertas y mares de olivos con su preciado fruto.

Si se impone la ayuda de otro o varios cazadores para recorrer estos terrenos, ya que una gran cantidad de disparos levantaría el vuelo de la mayoría de los pájaros, aumentando así las ocasiones de tiro y de llenar el portacazas.

La caza en puesto fijo

Esta práctica consiste en edificar en el eje de paso de los zorzales una guarida más o menos elaborada con ramas para disimularse en el entorno. Según los gustos, el cazador puede optar por el tiro al paso (puesto sin techo) o al ojeo en un puesto provisto solamente de varias aberturas laterales. En este último caso, las ramas secas dispuestas en la copa de los árboles o de grandes arbustos facilitarán la postura de los pájaros.

 

Este mismo tipo de puesto puede servir para el periodo de invernada de los zorzales, siempre que esté establecido cerca de los árboles de bayas donde sacan su alimento.

0 comentarios

¿Cómo está organizada una montería?

Hay cazadores de caza mayor, de caza menor y cazadores que combinan ambas. Vamos a explicar como se organiza o se distribuye una montería o batida, para aquellos cazadores que nunca han asistido.

Antes de sacar el rifle o escopeta del armero, como cualquier modalidad es necesario tener al día el permiso de armas y la licencia de caza. Una silla para el puesto, un cuchillo de remate y un morral con avíos es más que necesario.

La montería

La organización de una montería es responsabilidad del orgánico. Este se encarga de la planificación, contratación, seguridad...

En la mañana del día de la montería, los cazadores se citan temprano en el lugar de la junta. Allí se explicarán las armadas, cómo está de bichos la mancha que se va a dar, las rehalas que van a cazar. Después se procede al sorteo de los puestos, asignando a cada armada un postor, que será el encargado de colocar a los cazadores de su armada en los lugares elegidos. Al llegar al puesto, el postor explica al cazador por dónde entran los perros, dónde están los puestos más próximos a él, para que no existan tiros cruzados, y por dónde tienen las querencia las reses. El trabajo del postor es importante, ya que su conocimiento de cada puesto evitará accidentes y facilitará la caza al tirador. Una vez situados los puestos, a la hora convenida, se sueltan los perros, y se deja transcurrir la jornada.

Cuando se tira una res, el cazador no debe moverse del puesto. Sólo está permitido esto cuando se produce un agarre, y existe peligro para los perros. En este caso, el cazador dejará el arma en su puesto, y acudirá en auxilio de la rehala armado sólo con un cuchillo. 

Al finalizar la montería o batida, los cazadores marcarán los sitios donde han abatido, si han corrido esa suerte. Las reses abatidas se muestran en la junta de carnes, que suele estar acompañada con un confortable almuerzo.

0 comentarios

La seguridad en la caza

La caza va más allá del goce que supone cobrar una pieza valiosa. Varias personas se coordinan para tomar una posición adecuada y se cubren de posibles eventualidades. Pero el uso de armas de fuego hay que tener mucho cuidado. Para que una montería se considere un éxito, lo primero es evitar el daño personal.

 

Una caza segura

 

Antes de salir de montería, hay que revisar las licencias y las armas. Por una cuestión legal y porque un arma sucia, o que no está en condiciones, puede atorarse o desviar el proyectil, en perjuicio del tirador y los acompañantes.

Ya en el campo, la revisión del arma es fundamental, siempre que se enfunda. Y, aunque parezca obvio, no han de mezclarse cartuchos de diferente calibre en una bolsa.

Durante el disparo, la prudencia es nuestra aliada. Si existen dudas sobre el blanco, lo recomendable es no disparar.

Por eso, además, nunca se ha de tirar al viso, ya que la línea del horizonte deforma la visión. Además, se ha de tener cuidado con la pieza seleccionada, ya que no hay que disparar si es la guía o si está rodeada por perros.

En el puesto de tiro, hay que seguir unas reglas básicas. Revisar las zonas donde se puede disparar y donde no. Ante la duda, consultar con el postor y con el dueño del terreno. Ubicar a los compañeros de montería y sus tiraderos particulares y nunca tirar en línea. Y afianzarse en el puesto, ya que no se debe tratar de mejorar la posición.

Con un poco de responsabilidad, una montería puede ser disfrutable por todos los cazadores. Asegúrate de que el respeto sea la base de las relaciones entre tiradores y también con los dueños del campo. Porque la seguridad es lo primero, seguir estas prerrogativas es necesario para tener una buena caza.

 

 

0 comentarios

El futuro de la caza

¿Por dónde pasa el futuro de la caza?, ¿llegará un momento en la cual la prohiban?, pues depende de nosotros mismos, solo los cazadores son dueños de el futuro de la caza.

Estamos manifestándonos a favor de la caza y el mundo rural, intentando defender algo legal como esta actividad en redes sociales, y en definitiva en todo lugar donde es posible.

 

El mundo y nuestra sociedad camina hacia lo sostenible, lo colaborativo, lo ecológico, sobre lo natural, también lo saludable. Y la caza qué, reune  todos estos requisitos modernos y está marcada a fuego en nuestro ADN desde que el hombre no caminaba ni siquiera erguido y desde que la carne se comía en la lumbre de una caverna, aunque algunos nos lo quieran borrar.

 

 

Los ecologistas, no los podemos convencer e intentar negociar su pensamiento, es imposible, una lucha perdida pues no conocen realmente el funcionamiento de nuestro ecosistema actual. El partido político animalista de momento no tiene mucho poder, si algún día alcanzase ese poder, extinguirían la caza, desiquilibrarían el medio natural, destrozarían empresas vinculadas al sector, y lo que es peor, enjaularían ese gen que todo hombre libre no urbanita tiene en su ADN.

 

Por eso, sino queremos lapidar nuestras armas en el armero y vivir de los recuerdos de nuestras jornadas de caza, pasa solo por nosotros mismos. Para que nada sea reprochable, tenemos que ser más sostenibles, más ecológicos, más naturales. No podemos dejar cartuchos en el campo y debemos recoger los antiguos, antes de disparar cercionarse muy bien de que no vamos a disparar sobre algo que no debemos, solo cazar lo que vamos a comer, nunca utilizar ningún método no permitido de caza ni fuera de época. No se pueden escribir en medios noticias de furtivos y asesinos de animales, ya sabemos que no son cazadores sino delincuentes, pero si podemos condenar y denunciar ese tipo de hechos. Y solo así seremos más sostenibles, más modernos, con más conciencia, que en definitiva es lo que marcan nuestros tiempos, nuestra propia evolución.

0 comentarios

Media veda: las fechas de comienzo y finalización en cada comunidad

La media veda de caza

A finales de verano, comienza una época a la que los cazadores deben estar atentos: la media veda. En ella se permite cazar ciertas especies, normalmente las que pueden suponer más daño para otra fauna o el conjunto del ecosistema. En estos meses, las aves que han nacido durante la primavera ya suelen haber crecido. No obstante, atendiendo a cómo han sido las estaciones anteriores y, por tanto, la cría de pollos, esta media veda puede ser más o menos restrictiva.

Las fechas de la media veda en 2017

Por estos motivos, cada Comunidad Autónoma va a establecer unas fechas y unas especies concretas. Resumiéndolas y exponiéndolas por orden alfabético:

 

-Andalucía: Del 20 de agosto al 17 de septiembre, salvo en Cádiz (del 3 al 17 de septiembre).

-Aragón: 13 de agosto al 17 de septiembre.

-Asturias: 3 al 20 de agosto.

-Islas Baleares: Depende de la isla.

-Cantabria: Ciertos días entre el 15 de agosto y el 3 de septiembre.

-Castilla-La Mancha: Depende de la especie y, con excepción de algunas comarcas, las fechas suelen estar entre el 21 de agosto y el 15 de septiembre.

-Castilla y León: Varia atendiendo a la provincia, pero comienza el 15 de agosto y finaliza el 17 de septiembre.

-Cataluña: Depende de la comarca, aunque suele extenderse hasta el 10 de septiembre.

-Extremadura: Aproximadamente, del 20 de agosto al 10 de septiembre.

-Galicia: En Ourense entre el 19 de agosto y el 10 de septiembre.

-Madrid: 15 de agosto al 15 de septiembre.

-Murcia: Depende de la especie. Hasta mediados del mes de septiembre.

-Navarra: 15 de agosto al 24 de septiembre.

-La Rioja: 15 de agosto al 7 de septiembre.

-Comunidad Valenciana: Varia atendiendo a la especie. Finaliza el 10 de septiembre.

-País Vasco: Salvo en Guipúzcoa, que acaba en octubre, en el resto termina a mediados de agosto.

0 comentarios

La caza del ciervo en berrea

Dicen que el amor ni se compra ni se vende, y para los animales tampoco es nada diferente. Cuando las temperaturas empiezan a caer y el verano va tocando su fin, allá por mediados de septiembre, los ciervos comienzan su celo y deben ganarse la cubrición de las hembras.

 

Comienza la berrea del ciervo, los grandes machos deben disputar su harén de hembras emitiendo roncos berridos generalmente al amanecer y al atardecer, y luchas con otros machos dominantes. Algunos machos pueden reunir hasta 50 hembras para cubrirlas.

Debido a este sobreesfuerzo sufren una merma en sus sentidos y bajan la guardia, se dejan ver en sitios descubiertos y se perciben menos de acercamientos no deseados. Época en la cual muchos cazadores intentan hacerse con un buen trofeo.

 

Debemos buscarlos en lugares querenciosos para las hembras pues ellos estarán con ellas, sitios tranquilos, fuentes de alimento y de agua...El acercarse como en cualquier rececho hay que ser muy cauteloso, si alguna cierva se percata de nuestra presencia alertara a todos y el ejemplar también huirá.

 

En cuanto al arma que debemos sacar del armero lo ideal sería un rifle de cerrojo, en calibre 7mm Rm, 243 Win, 270 Win, calibres no pequeños, veloces y con buena rasante. El visor del arma que cuente con aumentos y una campana grande. En cuanto al equipo que debemos llevar debe ser lo más ligero y cómodo posible si tenemos que andar, unos prismáticos serían indispensables, al igual que un trípode de tiro para apoyar e intentar asegurar el tiro.

 

Una finca que goce de una buena berrea es sinónimo de la salud de sus reses, una finca que no cuente con una buena cantidad de cérvidos o bien los animales no se hallan alimentado bien durante el verano, o padezcan alguna enfermedad, los machos no entraran con la misma fuerza en celo y no disputarán de igual manera las hembras. Un espectáculo para la vida con un único fin, la proliferación de la especie que se culmina 8 meses después con los nacimientos de los cervatillos, esos mismos que años después serán los mismos de nuestros recechos y monterías.

 

 

0 comentarios

Legalidad dispositivos de visión nocturna

Normalmente las jornadas de caza transcurren desde el orto al ocaso del sol, es decir desde la salida a la puesta. Pero en ocasiones también bajo la luna, como es el caso de las esperas nocturnas al jabalí, normalmente concedidas en diferentes comunidades por los daños que estos animales producen a los cultivos.

 

Si la noche está despejada y bajo la luz de una espléndida luna llena, se puede ver incluso a distancia sin ningún problema. Pero cuando la luna no nos acompaña, existen dispositivos de visión nocturna como visores nocturnos, monoculares y prismáticos nocturnos o binoculares. Ahora bien, no todos ellos están permitidos su uso, todo depende de la autonomía en la que nos encontremos. Las podemos dividir en tres grupos, las que prohiben todos los dispositivos de visión nocturna; las que prohiben únicamente los dispositivos de puntería nocturnos como el caso de los visores, pero permiten para observación los monoculares y binoculares nocturnos; y las que no hacen referencia a ellos, por lo cual partiendo de la autonomía de la libertad, todo está permitido mientras no se haga mención de su ilegalidad.

 

 

Comunidades que prohiben cualquier dispositivo de visión nocturna: Castilla y León (artículo 30 de su ley de caza), La Rioja (artículo 36 de su ley de caza), País Vasco (artículo 37 de su ley de caza.

 

Comunidades que prohiben dispositivos de tiro de visión nocturna, pero no monoculares ni prismáticos: Andalucía, Aragón, Asturias, Castilla la Mancha, Comunidad Valenciana, Islas Canarias, Islas Baleares y Murcia.

 

Comunidades que permiten o no mencionan prohibición de dispositivos de visión nocturna: Cantabria, Cataluña, Extremadura, Galicia, Madrid, Navarra.

 

Como podemos comprobar a lo largo de nuestro país hay mucha diferencia dependiendo de la autonomía que nos encontremos, por lo tanto debemos estar informados de la legalidad del dispositivo de visión nocturna que estamos utilizando, para no llevarnos desagradables sorpresas y no infringir la ley de caza de esa comunidad.

 

0 comentarios

El fototrampeo

No hay ninguna duda que la tecnología invade todos los aspectos de nuestro día a día, y la caza no es menos. El cometido de todo esto es hacernos la vida más fácil, las cámaras de caza o de fototrampeo nos pueden ayudar mucho en nuestras labores cinegéticas sin perder la esencia del que sabe leer el campo y sus pistas a la perfección.

 

Estas cámaras cumplen una excelente función ya sea para preparar un aguardo o espera, labores de vigilancia, o bien controlar la población de animales. En otros tiempos no había más recursos que interpretar las huellas y rascaderos para imaginar el tamaño de un buen macareno,  dar paseos por el coto para ver la población de cérvidos, y ver huellas y despojos para conocer que alimañas tenemos.

 

Podemos encontrar en el mercado mucha marcas, aunque las más completas las podemos encontrar en marcas como Ltl Acorn, Bushnell, Tasco, Moultrie, Hc...En dos variantes, las que guardan nuestros vídeos e imágenes en una tarjeta de memoria y las wireless que nos envían lo capturado al correo electrónico o al teléfono móvil por sms.

Estas últimas tenemos que tener en cuenta que cada foto o vídeo tiene un coste, el que tengamos pactado con nuestra operadora móvil ya que funcionan con una tarjeta de telefonía.

Las más usadas y recomendables son las de tarjeta de memoria, no teniendo ningún coste adicional, basta con tener dos tarjetas de memoria y quitar una y poner otra cuando vayamos al campo.

 

Las hay de leds convencionales y leds negros, estos son encargados de que se pueda grabar cuando no hay luminosidad, el led negro es invisible al ojo y hay ciertas especies que al detectar los leds convencionales recelan un poco.

El consumo de energía que tienen es muy reducido, durando bastante la duración de las pilas, no obstante depende del uso que tenga.

 

La colocación debemos realizarla lo más mimética y camuflada con el medio posible, no tanto para evitar que los animales no la vean, pero si para los animales de dos patas amigos de lo ajeno. La colocaremos comprobando el enfoque hacia el lugar que queramos y con una distancia media entre 5 y 10 metros es lo más recomendable para ver perfectamente lo grabado. Teniendo en cuenta no colocarla al ser posible cara al sol, para evitar que en las grabaciones diurnas no se vean debido al deslumbramiento.

 

 

Para el que no lo haya probado, la verdad que tiene un poco de enganche, al poder tenerla colocada durante todo el año, mantendremos el gusanillo de saber y conocer que anda por allí cuando no estamos. La ilusión de ir a una espera sabiendo que llevamos días grabando un gran jabalí, la garantía de una montería conociendo que la finca goza de gran cantidad de reses y la tranquilidad de que nuestra finca o coto no está siendo visitada por furtivos. La tenemos hoy al alcance de la mano, o más bien de un clic y por un precio muy razonable.

0 comentarios

Las tres 'b' de Avistar

En los tiempos que corren quizás muchas veces buscamos por razones económicas productos denominados recientemente 'low cost' o como nosotros diríamos baratos. En el mundo de la caza como cualquier otro también los hay, pero como bien sabemos lo barato no siempre es barato, y aveces no da el resultado que esperábamos. Este caso no es precisamente el de los visores de caza de la marca Avistar, como si de una utopía se tratase, podemos decir que cumplen perfectamente con las conocidas tres 'b', bueno, bonito, y barato.

 

Un visor que dentro del colectivo cinegético está teniendo muchos adeptos y muchos halagos, no necesita de mucha publicidad para ser un visor muy deseado, la mejor publicidad es la que no se paga. Cada vez son más los cazadores que lo compran, se interesan y lo buscan, porque lo han probado o bien un amigo se los ha recomendado...

 

Tienen una calidad más que aceptable  y un precio imbatible, el más alto de la gama el visor 3-12 x 56 con retícula iluminada se sitúa en 263€, muy por debajo de la media.

 

El periodista especializado en caza Jean Pierre Bourguignon, hizo para la revista Caza Mayor una serie de pruebas extremas de estos visores para corroborar su calidad.

 

Después de desembalar la gama completa de Avistar, puedo comprobar que vienen bien presentados y embalados. Todos ellos montan retícula iluminada 4A con reóstato, lentes con revestimiento multicapa, resistente al agua y a la niebla, tubo de aluminio de una pieza de gran resistencia y retícula en segundo plano. Carecen de efecto túnel, la regulación dióptrica se realiza con suavidad y precisión. El zoom preciso y continuo sin saltos. La retícula 4 Dot iluminada está en segundo plano focal.

Las pruebas que se sometieron a estos visores o como el autor las denomina 'perrerias' son las siguientes:

 

1. Sujetando el visor en un sargento de banco cuidadosamente y situando un blanco a 50 metros, probó todos loas aumentos y el blanco se mantuvo siempre en el mismo sitio, los visores económicos suelen variar.

2.Dejó caer sobre un cojín a la altura de un metro, para ver si el aguante y lo soportó.

3.Mojó el visor con una manguera durante diez minutos, no entró agua ni dentro de las torretas, ni dentro de las lentes.

4. Dejó el visor a pleno sol durante una hora, y quemaba al cogerlo, pero ningún daño.

5. Lo metió en un congelador durante media hora  y al sacarlo seguía igual.

 

Las conclusiones que él obtuvo de los visores Avistar, que se comportan magníficamente y que no han dado ningún fallo según las pruebas que se han realizado, por lo tanto un excelente visor para rifles de bajo-medio costo, con unas prestaciones que arreglo a su precio son inigualables, y como nosotros hemos podido comprobar por nosotros mismos y nuestros clientes nos dicen los mejores en relación calidad precio, los buenos, bonitos y baratos.

0 comentarios

Licencia de caza

La licencia de caza es un documento que tiene carácter personal, intransferible y es obligatorio si queremos practicar la caza.

 

Si estamos interesados es este tipo de licencia, la podremos obtener en los diversos institutos de gestión medioambiental de nuestras comunidades. En ellos podremos realizar los trámites para las nuevas licencias, renovaciones, domiciliaciones, bajas, modificación de datos...

 

Si necesitamos comprobar el estado de la licencia, datos personales, su caducidad, la dirección de domiciliación bancaria o la de notificaciones, podremos comprobarlo en el registro de cazadores (y pescadores).

licencia de caza

Tipos de licencia, validez y documentación necesaria

En las comunidades autonómicas existen diversos tipos de licencias:

 

- Licencia de caza

- Licencia de pesca

- Licencia interautonómica de caza

- Licencia interautonómica de pesca

 

El periodo de validez de las licencias será de un año desde el momento de la expedición del documento.

Documentación necesaria para obtener la licencia

1. Formulario cumplimentado.

2. DNI, NIE o Pasaporte en vigor de la persona que va a ser el titular. Cuando esta persona es menor de edad será imprescindible el DNI del padre, madre o tutor.

3. Si se solicita la licencia gratuita, será necesario presentar el certificado de empadronamiento.

4. Seguro de responsabilidad civil en vigor o declaración de responsabilidad.

 

Con todos estos documentos obtendremos el impreso que nos indica la tasa para el pago. Finalmente, ¿sabemos lo que son las licencias interautonómicas? Si somos cazadores y queremos aprovechar los desplazamientos para seguir disfrutando de la caza, puede que estas licencias nos interesen.

Desde 2015 existe un acuerdo entre diferentes comunidades para poder cazar dentro de ellas. Las comunidades que se

encuentran en este acuerdo son:

- Aragón

- Asturias

- Castilla y León

- Comunidad Valenciana

- Extremadura

- Galicia

- Madrid

Si somos vecinos de alguna de ellas, podremos disfrutar del documento que simplifica los trámites para realizar este documento único.

 

0 comentarios

Test agrupación carabina Norica Black Eagle

El fabricante de carabinas Norica que este año celebra su centenario, ha llevado sus carabinas y pistolas de aire comprimido a todos los lugares del mundo. Hablar de Norica es sinónimo de calidad y precisión, su lucha por la innovación los han convertido en referentes del sector.

Su nueva creación el sistema GRS que sustituye el muelle convencional, es un mecanismo neumático ofreciendo mayor potencia, mayor precisión al eliminar la vibración del muelle, y menor ruido. En este test no vamos a mostraros este sistema, queremos mostrar el convencional de muelle, y comprobar que aún así su precisión es inigualable.

 

Hemos montado en el banco de tiro Titan Vr una carabina Norica Black Eagle del calibre 4,5, quizás la carabina más bonita de esta marca. Madera de haya vaporizada tintada al agua, cantonera de goma ventilada, picadura en la madera en empuñadura y delantera, seguro automático y disparador regulable, y un moderador de sonido con punto de mira de fibra óptica que la convierten en una carabina no muy ruidosa.


 

En cuanto al visor hemos elegido un visor de importación 3-9 x 40 con retícula Cross Bow que vendemos por 35€, siendo un visor que para carabinas de aire comprimido y carabinas del calibre 22, se comporta excepcionalmente.

La Black Eagle junto a los modelos Norica Storm y Norica Marvic son las carabinas más potentes en sistema de muelle, con una potencia en el calibre 4,5 de 23,8 julios y una velocidad de 315 m/s.

Para la prueba hemos realizado 5 disparos con unos balines que son un clásico en el aire comprimido, los Pointed. Un balín de peso medio, puntiagudo y preciso, con un diseño aerodinámico para una trayectoria plana y ofreciéndole un gran poder de perforación.

 

Al realizar los 5 disparos sobre la diana a 25 metros de distancia como podemos comprobar en la imagen inferior, que su precisión es muy buena clavando casi uno encima de otro. En conclusión una carabina elegante con gran potencia y precisión, con una moderación de sonido muy buena, que la convierte en una de las mejores carabinas del mercado.


0 comentarios

¿Sirve para cazar el calibre 410?

No son pocos los cazadores que aprendieron a tirar o se aficionaron a este deporte con una vieja paralela o monotiro del calibre 410 o 12mm. Actualmente es un calibre que se puede encontrar en cualquier armería, hay variedad de munición e incluso cartuchos bala. Junto con el calibre 28 ocupa el tercer lugar de calibres más vendidos, por detrás de 12 y el 20.

Hay quien considera distintos el calibre 410 (versión americana, más largo) a pesar de tener el mismo diámetro que el calibre 12 mm o 36 (más corto). Un arma del calibre 410 podría tirar cartuchos de 12mm, pero un arma de 12mm no podría tirar cartuchos del calibre 410, puesto que estos son más largos. No obstante a la hora de adquirirlos no los van a ofrecer como el mismo, 410, 12mm o 36. Teniendo en cuenta la recámara de nuestra arma, deberemos elegir el largo 50mm, 65mm, o 73mm (Magnum).

 

En Inglaterra se encuentran muchos adeptos, podemos encontrar  clubs de tiro de simpatizantes de este calibre, que protagonizan ojeos y jornadas de caza con estas armas.

En nuestro país no son pocos los principiantes y no tan principiantes, que dan alguna mano en verano a codornices y conejos, algún puesto de palomas y tórtolas con él. Algunos tiradores refinados que lo han probado, les apasiona tirar con un arma del calibre 410 que tenga un cañón largo, un paso de zorzales en invierno. Un puesto de perdiz con reclamo donde la orografía no nos impida alejarnos de la plaza. Incluso algunos se atreven a realizar alguna espera o batida con cartuchos bala de este calibre, para intentar abatir un jabalí o venado.

 

¿Pero merece la pena ponernos la canana del calibre 410 y  coger la escopeta y salir al campo?, ¿mata este calibre?, pues según lo que busquemos, matar, mata. Teniendo en cuenta el tamaño es un calibre para utilizar en tiros efectivos a 25 o 30 metros, siempre también dependiendo de la longitud del cañón y las estrellas que pueda tener el arma. Cuenta con ventajas como el peso del arma, menor ruido de detonación o la prácticamente inexistencia de retroceso. Ahora bien hay que ser tirador fino y apuntar bien, para no dejar piezas heridas o erradas, este calibre no esconde los defectos de un mal tirador.

0 comentarios

La hora del conejo

Va llegando la hora de sacar la escopeta del armero, quitarle un poco el polvo y quizás encararla para ir cogiendo práctica, esperando que llegue el día de la apertura de la veda. Preparar el morral, la canana, y quizás comprar algún cartucho del 7.

Una de las piezas estrella del verano es el conejo, este lagomorfo no deja indiferente a ningún coto. En algunos de ellos su presencia intermitente, azotado por la mixomatosis y la neumonía vírica dan coletazos de esperanza año sí, año no. En otros como plaga que recuerdan a los tiempos del Éxodo, asolando olivares y campiñas.

 

Medidas para paliar los daños como alargar el periodo o la caza con hurón, complementarias al acecho y la caza con perros, no parecen ser suficientes para el agricultor que ve como se comen sus cultivos, hacen daño con sus madrigueras y rompen gomas de riego.

Su expansión puede estar producida por el abandono de zonas de monte, la superación de la mixomatosis y la neumonía virica, y un clima cada vez más suave que alarga su periodo de reproducción.

Diferentes autonomías preparan una guerra sin cuartel para frenarlo, queriendo evitar indemnizaciones a los cultivos. Pasando por aumentar cupos, y periodos hábiles. 

 

En el periodo estival es cuando sufre más persecución, podencos y perros de muestra intentan darle caza acercándolos y poniéndolos a tiro a cazadores. Su alta abundancia hace que zurrones y portacazas cumplan su cometido y no se paseen como en otras modalidades con piezas más escasas. En el periodo general, quizás sea una especie menos prioritaria, la llegada de zorzales, monterías y batidas, alivian su presión y hace que la especie se recupere y siga su imparable extensión por nuestra península ibérica, Hispania nombre que los romanos bautizaron como "tierra abundante de conejos".

0 comentarios

Salud auditiva en la caza

La actividad cinegética es una práctica más que saludable, largas jornadas de caminatas por el campo, desniveles, aire puro...

Como cualquier otra actividad podemos sufrir accidentes o lesiones, algunos de ellos evitables utilizando medidas de protección como gafas de tiro para la protección ocular y cascos de tiro para la protección auditiva.

 

Según la Organización  Mundial de la Salud los ruidos por encima de 85 decibelios ocasionan perdida auditiva, por encima de 100 decibelios pueden ocasionar daños inmediatos.

Teniendo en cuenta que un disparo del calibre 22 puede producir 140 dB y una detonación del calibre 12 produce 160 dB. 

Los cazadores tienen cuatro veces más de posibilidades de sufrir sordera que cualquier persona, sin embargo muy pocos utilizan medios para protegerse. Según una encuesta realizada por la web ClubdeCaza, el 75% de los cazadores no usa protectores auditivos mientras caza.

 

Por lo tanto si queremos disfrutar de nuestra afición saludablemente debemos utilizar unos protectores auditivos electrónicos, marcas como Radians y 3M Peltor disponen de modelos como Diffusor y SportTac, que nos permiten escuchar incluso de manera amplificada los ruidos de nuestro alrededor, y cuando se produce un ruido superior a 80 dB en este caso un disparo, lo atenúa protegiéndonos.

 

La falta de costumbre es el principal motivo por el cual algunos cazadores no los han probado, otros dicen que se sienten incómodos al llevarlos, o incluso que les parecen caros, cuando ya cuentan con un precio asequible. El precio de los cascos Radians Diffusor se sitúa en 62€ y el precio de los cascos Peltor SportTac en 145€, que tratándose de nuestra salud y de los daños irreversibles que nos puede producir no usarlos, son económicos. Por lo tanto ya no sirven la excusas en torno a su precio, y solo es cuestión de acostumbrarnos a su uso y mentalizarnos de que con la salud no se juega. 

 

 

0 comentarios

Cómo afecta el viento al tiro

En el mundo de la caza, el viento es un factor determinante que se debe tener siempre en consideración, pues puede provocar un efecto negativo sobre el tiro.

A la hora de cazar, a menudo el entorno es montañoso, por lo que el aire puede soplar con mayor firmeza que en áreas bajas. Por ello, aunque el tiro sea corto, será necesario conocer en todo momento a qué tipo de viento habrá que enfrentarse si se quiere ser lo más efectivo posible y tener las mayores probabilidades de impacto en el objetivo.

 

La influencia del viento en el tiro

 

Como es lógico, el fuerte desplazamiento del aire puede contribuir a desviar los proyectiles, por lo que es necesario conocer aproximadamente cuánto puede desviar el disparo al cazar.

Con el viento a 90º, el desvío de los proyectiles variará considerablemente. Algunos expertos consideran que si este está soplando a una velocidad de 25 km/h (lo cual no es extraño en una área montañosa), la desviación de los proyectiles puede ser de entre 3.4 cm para distancias de 100 metros y 62.2 cm para distancias de 400 metros.

Si bien una distancia de 400 metros es excesiva en la caza común, el ejemplo es válido para observar la gran influencia del factor aire en el desvío del tiro.

Corregir la trayectoria

 

En la medida de lo posible, se recomienda siempre corregir la trayectoria del disparo. Para ello, el cazador debe evitar los vientos laterales y, en cualquier caso, debe intentar determinar cómo se va a ver afectado el proyectil para lograr apuntar mejor.

Para que esta labor sea más cómoda, se recomienda el uso de todo tipo de accesorios de caza que se pueden encontrar en tiendas especializadas para mejorar la comodidad a la hora de efectuar un disparo. De este modo, nada se convertirá en un inconveniente para disfrutar de una agradable jornada de caza.

La influencia del viento en el tiro

0 comentarios

La importancia de tener un armero homologado

Según lo dispuesto en la resolución del 26 de Noviembre del año 1998, de la dirección General de la Guardia Civil.

 

Aquellas armas rayadas que vayan a guardarse por particulares deberán de estar custodiadas en un armero homologado.

 

Para rifles de caza mayor con cañones estriados y réplicas de armas largas antiguas, necesitaremos un armero homologado de Grado I.

 

Para poder adquirir un rifle de caza mayor, es necesario para poder obtener la guía de pertenencia del arma, presentar a la Intervención de armas de la Guardia Civil el certificado de homologación del armero para poder guiar el arma.

 


En conclusión para poder tener en posesión un rifle de caza mayor es imprescindible tener un armero homologado de Grado I

 

Para escopetas de caza y armas de ánima lisa no es obligatorio disponer de un armero homologado, no obstante si es una buena manera de tener nuestras armas ordenadas, como medida de seguridad ante posibles robos en nuestro domicilio o para que bien niños o personas no experimentadas puedan acceder a ellas.

 

En nuestra tienda online encontrarás una amplia gama de armeros de la marca Infac en los que podemos guardar desde 5 hasta 10 armas.

0 comentarios

La caza con visores punto rojo

Un visor punto rojo ya sea de pantalla o de tubo cuenta con un gran campo de visión. Algunos modelos cuentan con diferentes niveles de luminosidad, cambio de tipo de retícula y en ocasiones el red dot o punto rojo, se puede cambiar por green dot o punto verde (simplemente cambiar el color del punto).

 

En ocasiones son confundidos con visores holográficos, estos son los que proyectan mediante láser un holograma y no un punto rojo emitido por un led, que son los que tratamos. Los visores holográficos actualmente solo los fabrica la marca EOTech, puesto que ellos tienen la patente mundialmente de este sistema.

 

La instalación en nuestra arma de un visor tipo punto rojo, puede ser una buena opción dependiendo la modalidad de caza que vallamos a  practicar.

 

Una buena opción para monterías y batidas donde el puesto que tengamos tenga un tiradero cerca, la rapidez de encare y la posibilidad de poder disparar con ambos ojos abiertos, nos puede proporcionar más ventajas que un visor convencional aunque este sea de pocos aumentos.

 

 


En aguardos nocturnos y esperas al jabalí, donde la distancia de tiro normalmente es cercana, también nos puede ofrecer ventajas, siempre y cuando el cristal del visor no sea muy oscuro, ya que nos limitará la visión.

 

Ya no son visores de uso exclusivo de piezas de caza mayor, su uso en la caza menor va aumentando y cada vez son más cazadores y tiradores que mientras que su escopeta instale un carril tipo weaver o picatinny, pueden utilizarlos para alguna tirada de zorzal, palomas o acuáticas, sobre todo para los cazadores no muy avezados en las piezas de vuelo.

 

Las mejores marcas y con más variedad a precio sin competencia que podemos encontrar en el mercado de este tipo de visores punto rojo, son Tasco, Bushnell y Avistar.

 

 

 

 

0 comentarios

La espera al jabalí

La espera nocturna al jabalí

Todos estamos de acuerdo que la caza al jabalí en espera, es una forma de caza cada vez más practicada, por los resultados que permite obtener, siempre selectivos, y por la perfecta integración y sensación de presa de caza que produce al cazador.

 

Uno de sus alicientes es el tiempo que se invierte en su preparación. La realización de una sola espera lleva días (si se busca un ejemplar en concreto), incluso semanas. Hay que buscar los rastros, distinguir el tamaño del animal por la huella o la altura de los restregaderos. También hay que conocer la hora de entrada al puesto, la frecuencia con que entra, la trayectoria que sigue, la dirección dominante del viento...aunque hoy día con las cámaras de caza equipadas con leds, podemos ver fotos y vídeos, y conocer todos estos factores e incluso ver el ejemplar que se trata.

 

Para el puesto, lo ideal es tener el aire de cara, la luna de espaldas y el monte de frente. Sin embargo, nos contentaremos con que el aire vaya de medio lado, la luna esté enfrente y estemos rodeados de monte; los cochinos viejos, portadores de buenos trofeos, normalmente no andan por los rastrojos a la luz de la luna.

 

El visor en el rifle es fundamental. Necesitaremos un visor de no muchos aumentos, pero sí con gran diámetro de salida (56mm), para ver claramente la pieza sobre la que podemos disparar. Tendrá la retícula ancha. La distancia al puesto debe ser la justa para evitar que el guarro nos detecte al dar un rodeo, lo cuál es costumbre en grandes ejemplares antes de entrar al puesto, y que nos permita efectuar el disparo cómodamente, ya que de noche las distancias parecen superiores a las que vemos con luz del sol, podemos utilizar para identificar al animal, monoculares nocturnos o bien prismáticos de visión nocturna, sin olvidar que en nuestro país la caza con visor nocturno esta prohibida.

 

Una vez todo listo, no queda más que ponerse a esperar, a veces una hora, a veces semanas, hasta que llega ese macareno tan buscado. Una cosa es clara, el cochino grande sólo se pone a tiro cuando se equivoca. En ese momento, no debemos dudar, y tiraremos con toda tranquilidad.

 

Hay que tener cuidado con los sitios elegidos, y especialmente con las siembras altas. Es muy normal que de lejos nos parezca que entra al trigo sin cosechar un cochino grande, solitario, pero que en realidad es una hembra rodeada de rayones a los que no podemos ver porque la altura de la mies nos lo impide. Puesto que en una espera podemos disfrutar de la actuación de este animal sin que nos note, conviene asegurarse antes de apretar el gatillo de que el cochino que vamos a tirar es exactamente el que buscamos, sin llevarnos sorpresas desagradables cuando ya no tiene remedio.

 

La caza del jabalí es espera es una de las más excitantes que podemos practicar. Cuando oímos la leve rotura de una ramita, el suave desplazamiento de una piedra, la quietud posterior, sabiendo, casi notando que el guarro esté buscando indicios de nuestra presencia, cuando se decide y ya, francamente, entra al puesto, levantando el hocico para ventear cada pocos segundos, y lo metemos en el visor, entonces estamos sintiendo la caza en su mismidad, sin trabas, siendo sólo nosotros y el cochino, de poder a poder, esperando la resolución que no el fín, de muchas horas de paciencia.

0 comentarios

Normativa vigente de regulación de la caza

La caza en España se rige por el marco competencial de la normativa cinegética, amparada por la Constitución española

y los diferentes estatutos de autonomía.

De esta forma, la normativa vigente gira en torno a la Ley de Caza, a su reglamento, al Código Civil y a la Estrategia

Nacional de Gestión Cinegética. La última actualización del Código de Caza es del 25 de noviembre de 2016. Y desde

entonces esta actualización está incluida en el Catálogo de Publicaciones de la Administración General del Estado.

La ley común regula los siguientes apartados:

Reservas Nacionales de Caza, Espacios Naturales Protegidos, Señalización, Protección de la Fauna Salvaje, Daños

causados por las Piezas de Caza, Explotaciones Cinegéticas, Armas de Caza, Seguro Obligatorio, Trofeos de Caza,

Infracciones, Tasas y Disposiciones Orgánicas. Todos ellos puntos claves a tener en cuenta.

normativa cinegética

Desarrollo legal del sector cinegético

Los aspectos contenidos en las disposiciones generales son desarrollados de forma particular por las diferentes leyes de caza de las comunidades autónomas, quienes tienen asumidas las competencias en materia cinegética. Al tratarse de un sector sumamente regulado, se hace imprescindible que los cazadores conozcan las normas vigentes, de obligado cumplimiento para poder desarrollar la actividad dentro de la legalidad. Del mismo modo, para evitar sanciones por parte de la Administración resulta de vital importancia no preparar, manipular o vender, sin autorización, los recursos utilizados en la práctica de la caza o de la pesca.

 

En resumen, la práctica cinegética en España, con un sector económico que factura más de 3600 millones de euros al año y que cuenta con más de 50 000 puestos de trabajo, está vertebrada a través de una amplia normativa.

Esta regulación, además de velar por la sostenibilidad del medio natural, hace de este sector un escenario especializado y

profesionalizado, sancionando con dureza la caza furtiva y las prácticas que no van en consonancia con la legalidad vigente.

0 comentarios

La caza del corzo en rececho

La caza del corzo en rececho es, de todas las especies cazables en España, la que más observación y paciencia requiere. La variedad de circunstancias y factores que influyen en el éxito de la cacería lo han convertido en una pieza de las llamadas "paseabalas", por la cantidad de intentos infructuosos que depara la persecución de un ejemplar concreto, de buen trofeo y de querencias conocidas. En función del clima, el corzo cambia sus costumbres, el frío de las mañanas escarchadas lo convierte en lento, imperceptible, y de igual modo debe actuar el cazador. En primavera, en plena época de celo, el corzo se vuelve menos precavido y es posible avistarlo con menos problemas que en otras épocas.

 

La caza individual del corzo es una práctica muy deportiva y selectiva. El cazador es un especialista dedicado a conocer perfectamente la población de corzos y su entorno. 

 



Observa discretamente la evolución de los corzos territoriales y tiene el privilegio de asistir a todas las manifestaciones de la reproducción, persecuciones, combates, provocaciones sonoras y a veces cubriciones. Cada animal queda identificado y clasificado. 

 

Se requiere de un buen equipo para su observación e identificación, siendo este indispensable, lo más usado son los telescopios terrestres de caza o bien unos prismáticos, para ver el ejemplar que estamos recechando. El tiro se realiza con pleno conocimiento de su repercusión y se da la prioridad al animal deficiente o al joven dominado. Pero cuando el número de efectivos lo permite, el cazador de repecho se concede un buen macho, lo cual no deja de ser justo, ya que ese macho no es más que el fruto de una gestión paciente y eficaz.

 

Los calibre más utilizados son el calibre 222 Rem, el 243 Win, 7x64, en armas de cerrojo generalmente. Los visores de caza montados en el arma también son muy importantes, siendo utilizados visores con un número de aumentos medio, pero preferiblemente campana de 56mm para recoger más luz en amaneceres y atardeceres.

 

Las reglas de la ética exigen un tiro preciso y seguro, a una distancia razonable para que la bala sea mortal. Y evidentemente, si se falla el tiro, cosa que siempre puede suceder, el cazador recurrirá a un equipo especializado en el rastreo de sangre, su perro, para encontrar el animal.

 

En definitiva la caza del corzo en rececho, es una de las modalidades de caza más apasionantes y que todo cazador debería practicar.

 

 

0 comentarios

Las mejores razas de perros de caza

Probablemente sea el apoyo a la actividad cinegética por parte del perro una de las tareas más ancestrales, pero también paradójicas, en las que ha asistido al ser humano desde su domesticación. Y esto es debido a que previamente a ello, los cánidos salvajes y el ser humano eran dos grandes competidores en la cadena trófica.

 

Tras la domesticación, el ser humano comenzó a hacer cría selectiva de diferentes aptitudes para que esta especie cumpliera diversos propósitos en forma de razas, entre esos propósitos está la caza.

perros de caza

Perros de caza

 

Un buen perro de caza, independientemente de la modalidad, debe gozar de un insisto por la toma de presas, y la valentía e iniciativa que requiere enfrentarse a presas de caza mayor, pero también del olfato, astucia y capacidad de cooperación con su dueño para asistirle en la actividad cinegética.

 

Algunas de las principales razas de interés para la caza son inglesas, país con gran tradición cazadora: El Fox Terrier, el Beagle o el Springer Spaniel Inglés son algunos ejemplos, a los que se suman otras razas europeas como el Spaniel Bretón.

 

Probablemente el podio de perros de caza lo ocupen el Setter Inglés, dada la combinación de las mejores características de los perros rastreadores y los perros de aguas. El Braco alemán es otra especie muy versátil y ágil, muy interesante para nuestras jornadas de cacería, mientras que el Labrador Retriever gana en popularidad en Estados Unidos.

 

No podíamos dejar sin nombrar a nuestro patrio Perro de Aguas Español, que posee múltiples aptitudes, entre ellas la caza. Sin embargo, cabe recordar que los últimos estudios en comportamiento canino desestiman cada vez más las diferencias cognitivas (es decir, en inteligencia) entre las razas de perro. Por ello, ante todo se debe priorizar un buen criador, un buen aprendizaje y una excelente relación entre cazador y can: No debes olvidar que son nuestro compañero de viaje.

 

0 comentarios

¿Qué te ofrece una tienda de caza online?

Una tienda de caza online es uno de los recursos que, en los tiempos actuales, más valoran los amantes de esta actividad, que no somos pocos.

Antes de la aparición de Internet, los aficionados a la caza teníamos que buscarnos la vida en las pocas tiendas especializadas que había en nuestra ciudad o cerca de ella. Solo en ellas podíamos encontrar todos los artilugios necesarios para que la experiencia de cazar fuera un éxito. 

Los tiempos cambian y, en la actualidad, ya no hace falta desplazarse para comprar los artículos de caza oportunos, ya que puedes hacerte con ellos desde la tienda de caza online.


¿Qué te aportan estas plataformas?

Si eres un cazador vocacional, disfrutarás con la diversidad y calidad de los productos que te venden en la tienda de caza online

 

Su catálogo es actualizado constantemente, de manera que puedes acceder a las novedades más sofisticadas para tu afición favorita. Todos los complementos y accesorios están incluidos en este espacio y, además, se ofrecen a unos precios muy competitivos. 

 

Aparte de la comodidad que representa poder comprarlos con un solo clic, también habrás podido observar, durante todo el tiempo que necesites, sus fichas técnicas y las fotos que las ilustran.

 

Por otro lado, una buena web de caza integra tanto la tienda online como, por ejemplo, un blog en el que se publiquen entradas relativas a temas interesantes para los aficionados. De forma que esta plataforma se convierte también en un lugar de encuentro idóneo para todos los amantes de esta afición. 

 

De hecho, puedes preguntar a los responsables de la tienda de caza online cualquier duda asociada a los artículos del catálogo virtual que te surja. 

 

Por último, puedes optar por diferentes formas de pago y tu proceso de compra y envío será realizado de la manera más sencilla y ágil. 


0 comentarios

La utilidad de las pistolas aire comprimido para la caza

La caza es una actividad que cuenta con miles de seguidores en España, que la practican en sus diversas modalidades. Quienes sienten pasión por todo lo que representa saben que su disfrute pasa por contar con los mejores recursos: indumentaria, armas, etc. Las pistolas aire comprimido, por su parte, se han consolidado como unos elementos de caza imprescindibles, ya que son muy apreciadas por los expertos en esta actividad.

 

A continuación, te vamos a contar algunas de sus características. Sigue leyendo. 

 


Ideales para la experiencia de cazar


Y es que las pistolas aire comprimido destacan por su funcionalidad y la libertad que dan a los cazadores. Ten en cuenta que la caza implica largas jornadas caminando por bosques, montes o fincas. Una pistola, sin perder efectividad, reduce el peso a cargar, en comparación con el rifle. Además, la preparación del disparo, de cara a la aparición en el horizonte de un blanco imprevisto (por ejemplo, un jabalí o gamo), también resulta menos aparatosa que la que hay que realizar con un rifle. 

 

Por otro lado, las pistolas de aire comprimido que se utilizan en la caza pueden ser de diversos calibres. El más popular y común es el de 4,55 mm o .177. Hace posible disparar los balines a una gran velocidad, lo cual es su ventaja más sobresaliente. Un tipo de perdigón más pesado puede ayudar a ganar estabilidad en los disparos e incrementar la precisión. 

 

Puedes encontrar pistolas de esta clase, con sus pertinentes fotos y fichas técnicas, en la tienda online de i-caza. Unos instrumentos de caza cuyos costes van de los 120 a 200 euros y entre los que podrás optar por diferentes calibres, pesos, longitudes (del cañón y total), velocidades y energías. Todos cuentan con sistema CO2. 

 

En definitiva, productos de calidad y que harán que tu experiencia cazadora resulte satisfactoria. 

0 comentarios